domingo, 8 de enero de 2012

Sing me to sleep

   Me despierto de un largo sueño empedernido. Abro los ojos lentamente y respiro hondo para calmarme. Miro a mi alrededor, lo observo todo detenidamente, como si fuese la primera vez. Estiro los brazos suavemente, y con ellos, todo el cuerpo. Dejo escapar pequeños bostezos. Entonces me doy cuenta, y miro a mi izquierda. Y no veo rastro de ti, no me huele a tu fragancia ni veo tus ropas desparramadas por el suelo. De nuevo ha sido un sueño.


2 comentarios:

  1. ¡Vaya por diós! Un sueño... Quizás sea mejor así. ¡Me gusta tu blog!

    ResponderEliminar

Opina... ♥